Saltar al contenido
Portada » Chile. Los trabajadores tienen la solución para enfrentar el robo de la mafia del gas: Una coordinación productiva solidaria para entregar gas barato a la población

Chile. Los trabajadores tienen la solución para enfrentar el robo de la mafia del gas: Una coordinación productiva solidaria para entregar gas barato a la población

Luego del incremento incesante del precio y los reclamos de la población, todo el país se encuentra atento a los aumentos del gas licuado. Los precios superaron incluso los 25 mil pesos promedio por el cilindro de gas de 15 kilos, lo que equivale casi el 20% del precio total de la canasta básica familiar. Sin contar que cualquier incremento del precio de las energías impacta al alza en el precio de todas las mercancías, en especial las alimenticias.

La Fiscalía Nacional Económica, FNE, calculó el sobreprecio en 181 millones de dólares. Ese es el monto que debió desembolsar la clase trabajadora desde el 2014 al año en curso. El robo en los precios del gas comenzó mediante la información e influencia de gente que pasó desde el Estado, donde trabajó para la ENAP, hasta la empresa privada.

Hasta el 2013 la Empresa Nacional del Petróleo, ENAP, distribuyó alrededor del 70% del gas en el mercado. Pero ese servicio cambió del cielo a la tierra cuando, por decisión del directorio, se disminuyó la participación de la estatal a sólo un 19%. Semejante margen de mercado fue ocupado por las empresas distribuidoras, en el caso del gas licuado (de cilindro); Abastible, Lipigas y Gasco. Y en el caso del gas natural (de red), Metrogas.

Extraño resultó que Ricardo Cruzat Ochagavía, quien hasta entonces era director general de la ENAP, renunció el 13 de septiembre y en menos de un mes, el 9 de octubre, obtuvo la gerencia general de Gasco y luego en 2015, presidió Gasmar, para retornar como vicepresidente a Gasco en 2020. Es obvio el abuso de información privilegiada a la que echó mano Cruzat en beneficio del área privada.

La misma carrera hizo Julio Bertrand Planella, quien, de gerente general de la ENAP, se incluyó al directorio de Gasco el mismo 2014, específicamente a la línea de gas licuado.

Las compañías privadas, con estos movimientos, alcanzaron un 53% de ganancia.

Para poner fin al delito contra los consumidores, los sindicatos de la ENAP se ofrecieron a formar parte de la distribución de gas a precio justo.

Mismo hicieron los trabajadores de Asmar y Huachipato, ofreciendo la fabricación de los cilindros de gas licuado. 

El dirigente sindical Iván Montes de la ENAP en la planta Petrox, explicó que, «Nosotros en este momento le vendemos a 900 pesos el kilo de gas licuado a Abastible, Gasco y Lipigas. Ellos lo venden a más de 5600 Pymes que son distribuidoras y trabajadores honestos que están cooptados por los contratos de las grandes empresas, o sea, ellos no fijan el precio. Lo que estamos diciendo es que, con la incorporación de la distribución de los municipios, le restamos 10 mil pesos a cada cilindro de gas, es decir entregaríamos un gas sin fines de lucro, prácticamente al costo, sumando claro los gastos operativos. Podría quedar un galón de 15 kilos en 13 mil o 12 mil pesos aproximadamente».

Asimismo, Montes indicó que, «la clave para que este negocio funcione es tener un número adecuado de cilindros, porque las empresas como Gasco, Abastible y Lipigas no los van a ceder, y las dos o tres empresas que producen cilindros aquí en Chile están colapsadas», y añadió que, «nos juntamos con los sindicatos y nos pusimos a disposición de los alcaldes, para hacer un encadenamiento productivo, algo que de realizarse sería muy hermoso. En Huachipato los trabajadores del metal producen el acero laminado, los ingenieros de Asmar fabrican los cilindros y en ENAP los llenamos y entregamos a los municipios para que se los hagan llegar a las familias».

Sobre los eventuales obstáculos que enfrentan las propuestas de los trabajadores, Iván Montes detalló que, «la Asociación de Municipios por el Gas a Precio Justo, está sesionando. Tampoco hemos escuchado a ningún parlamentario que se oponga a la idea de legislar sobre esto. Hay 5 proyectos de ley que están ingresados y desde los sindicatos de trabajadores están las ganas para poder terminar con esta injusticia. Es una tarea titánica, pero es muy bonita».

Chile. “Si hay colusión del gas, entonces que la distribución la haga una empresa pública”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Copy link
Powered by Social Snap