“No podemos seguir aceptando precariedades”: Trabajadores judiciales en paro

A los funcionarios del Bío Bío les descontaron un bono por un supuesto incumplimiento de un reporte estadístico. Los trabajadores culpan a la dirección regional del servicio.

El lunes 25 de marzo inició el paro nacional de la Corporación de Asistencia Judicial (CAJ). Funcionarios de 24 oficinas de todo el país decidieron paralizar sus funciones de forma indefinida, en solidaridad con sus compañeros del Bío-Bío, quienes recibieron un descuento arbitrario de un porcentaje de sus remuneraciones. La parte faltante, explican, corresponde al pago de un bono por un reporte estadístico despachado al Ministerio de Justicia.

Esa cartera habría endosado a los trabajadores la responsabilidad por las inconsistencias y errores en los reportes estadísticos. Los aludidos declararon haber cumplido con la prestación del servicio y con el registro de cada una de las atenciones y atribuyeron a la Dirección General de la Corporación de Asistencia Judicial del Bío-Bío el incumplimiento de los plazos y envíos.

Los funcionarios exigen el pago íntegro del bono a los funcionarios de la CAJ Bío-Bío y la suspensión de una meta asociada a la asignación especial por desempeño – “envío de reporte estadístico mensual”–, mientras no cuenten con un sistema confiable y único de medición, y con la dotación y reemplazos necesarios para su cumplimiento.

“En este minuto lo están recortando por un incumplimiento de un reporte estadístico, de lo cual los funcionarios no somos responsables. Esa es la guinda que detonó este movimiento, porque la verdad es que no podemos seguir aceptando precariedades e injusticia de parte del Ministerio hacia los funcionarios/as de la CAJ”, explicó la dirigenta Marta Latorre a radio Bío Bío.

La paralización cuenta con el respaldo de la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales (ANEF). Una de sus dirigentas, Lorena Lobos, señaló a la emisora que “es impresentable que a través de un reporte de un número de una estadística no se haya podido pagar un bono, entendiendo que los funcionarios cumplieron a cabalidad con su trabajo y que lo hacen a diario. Este servicio, en particular, es muy bien visto por la ciudadanía, porque le da acceso a la justicia a los más vulnerables”.

Los funcionarios añaden, además, que no cuentan con los implementos tecnológicos necesarios para informar a Santiago sobre el cumplimiento de las metas exigidas para el pago del bono.

La Federación Nacional Asistencia Jurídica (FENADAJ) ha informado que las sedes en paro son: Tarapacá, Alto Hospicio, Antofagasta, Copiapó, Quillota, Rancagua, Maule, Talca, Talcahuano, La Araucanía, Temuco, Freire, Traiguén, Panguipulli, Valdivia, Osorno, Aysén, Coyhaique, Cochrane, Magallanes, CAJ Central (Región Metropolitana), Santiago, San Miguel (Santiago), San Pablo (Santiago).


Fuente: Politika

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *